Inicio > Departamentos > Totonicapán

Totonicapán

Es uno de los departamentos ubicados a mayor altitud en el país y por ende uno de los mas fríos. Sus poblaciones conservan hermosas edificaciones religiosas y civiles y sus habitantes realizan tradicionales y ancestrales ritos religiosos y la producción de artes y artesanías ocupan un lugar privilegiado en la economía domestica de sus habitantes.

Totonicapán fue un bastión quiche llamado Chuvimilina. Según la leyenda Tecun Uman salio de aquí a su encuentro con el conquistador don Pedro de Alvarado. Cuando los españoles se asentaron en el lugar sus aliados mexicanos llamaron al lugar Totonicapán, que significa Lugar sobre agua caliente.

Ciudad de Totonicapán:

La cabecera municipal del departamento se encuentra a 30 kilómetros de Quetzaltenango y a 207 de la ciudad de Guatemala. Vale la pena apreciar l teatro y la Casa de la Cultura, que posee una pequeña muestra museográfica de arte prehispánico, republicano y etnográfico. En la plaza central se encuentra la iglesia con su convento anexo, construida en 1545 fue dañada por un incendio en 1878. La primera piedra fue colocada por Francisco Marroquín. Primer Obispo de Guatemala. A las afueras de la población esta el Tanque de los Dragones, fuente y lavadero del siglo XIX. Que sigue siendo utilizado en actualidad.

Existe gran variedad de talleres artesanales que elaboran una amplia gama de objetos artísticos y utilitarios, entre los que destacan: Las cerámicas vidriadas y pintadas, lo tejidos elaborados en tela de pie, las figurita s navideñas de cera, las cajitas y juguetes de madera, muebles, artículos de cuero y hojalata; para cuya fabricación se utilizan tácnicas e instrumentos heredados de sus antepasados mayas y españoles. También sobresalen las fiestas y morerias, los bailes tradicionales son parte integral de las festividades de Totonicapán, entre los más importantes cabe mencionar: La Conquista, Moros y cristianos, Mexicanos, El Venado y los Moros. Vale la pena visitar esta población durante su feria titular, en honor a San Miguel Arcángel, del 24 al 30 de septiembre y de Semana Santa- oportunidad en que se representa en vivo la pasión y muerte de Nuestro Señor Jesucristo. El principal día de mercado es el sábado, pleno de color u animación lo que constituirá una experiencia inolvidable.

Lugares a Visitar en Totonicapán:

San Cristobal Totonicapán

Esta localizado a 14 kilómetros de la cabecera departamental. Es un importante centro textil (lana, seda y algodón), tambián se puede encontrar talleres artesanales donde se fabrican mascaras, instrumentos musicales, juguetes de madera, alfarería y vidrio al plomo. No deje de visitar la mueblería Tistoj. El templo y convento franciscanos están ricamente ornamentados con cuadros de los siglos XVIII y valiosas pinturas. Fue declarado patrimonio Nacional por el gobierno.

San András Xecul

Ubicado a 18 kilómetros de la cabecera departamental, al pie del monte Chucul. Posee un importante templo parroquial de finales del siglo XVI, de espectacular fachada, con color amarillos fuerte, que es representativo del colorido diseño del Hupil local. Santos y Angeles comparten la fachada con mazorcas y maíz y quetzales.

Momostenango

Esta a 35 kilómetros de Quetzaltenango y a 33 de Totonicapán. Es famoso por la gran cantidad y calidad de los ponchos y cobijas momostecas que allí se fabrican. Aun usan el antiguo calendario maya e 260 días. Momostenango significa Ciudad de los Altares. Los sacerdotes quiches rezan en los quemaderos y altares localizados en el pueblo y en el campo, predicen el futuro utilizado semillas, cristales, frijoles y Maíces. Muy cerca se hallan los famosos riscos de Momostenango, formaciones caprichosas labradas por la erosión. El principal día de mercado es el domingo.

San Francisco el Alto

Esta localizado en un monte a 2610 metros sobre el nivel del mar, a 18 kilómetros de Totonicapán y a 17 de Quetzaltenango. Durante seis días de la semana es un pueblo muerto y surge la vide los viernes, día de mercado, es el más grande del altiplano guatemalteco. Este mercado no esta cargado con ventas de artesanías, es realmente el mercado típico de una población indígena, en donde se puede encontrar cualquier cosas que es utilizada por los pobladores del ares. Se comercializan animales, cultivos, semillas, alimentos, herramientas e hilos entre otros productos y acude gente de los poblados vecinos.

Posee un templo del siglo XVI, dañado severamente por el terremoto de 1976, fue restaurado y declarado monumento y patrimonio nacional. Con la restauración salieron a luz unos murales coloniales ocultos durante siglos bajo capas de cal. Llaman la atención sus hermosos retablos.